fbpx

Abandonen el edificio

Federico Babina: Arquitectura, cine e ilustración

En Cultura, Abandonen el edificio 21 August, 2019

Sandra Jiménez

Sandra Jiménez

PERFIL

En los últimos años el mundo de la ilustración está de moda. En este post disfrutaremos de los diseños de Federico Babina, pero son muchos los autores y autoras que han impulsado esta disciplina artística y también va creciendo el número de arquitectos que sustituyen los planos de los edificios por las coloridas ilustraciones, como el caso del arquitecto navarro Agustín Ferrer Casas, creador del cómic Mies, o la valenciana Virginia Lorente, fundadora de Atypical, la marca que, a través de coloristas postales, nos muestra la arquitectura valenciana.

Edificio Santa María Micaela en Valencia del arquitecto Santiago Artal. © Atypical.

Edificio Santa María Micaela en Valencia del arquitecto Santiago Artal. © Atypical.

Pero hoy me centraré en el arquitecto y diseñador gráfico italiano, afincado en Barcelona, Federico Babina. Su trabajo es muy amplio y variado y su pasión por lo que hace le lleva a intentar explicar la relación entre la arquitectura y el mundo.

Shortacts: Laundry, Barber. © Federico Babina.

Shortacts: Laundry, Barber. © Federico Babina.

No es extraño observar animales con formas arquitectónicas, estructuras imposibles de máquinas ficticias que expresan sentimientos, poemas visuales, retratos de directores de cine, icónicos edificios, maestros del jazz, etc. Entre las series que evocan más a la arquitectura me gustaría destacar las siguientes:

Architale es un homenaje a los tradicionales y clásicos cuentos de nuestra infancia: Los tres cerditos, Caperucita roja, Pinocho, Alicia en el País de las maravillas, Mary Poppins, etc. 17 ilustraciones en las que Federico combina fantasía y realidad para recrear las viviendas de nuestros personajes, siendo en los detalles arquitectónicos donde el espectador identifica el rasgo más característico del personaje.

Architale: Alicia en el país de las maravillas y Caperucita roja. © Federico Babina.

Architale: Alicia en el país de las maravillas y Caperucita roja. © Federico Babina.

Architale: Mary Poppins y Pinocho. © Federico Babina.

Architale: Mary Poppins y Pinocho. © Federico Babina.

Archiwriter está compuesta por 28 ilustraciones en las que el autor se vale de las obras más famosas de algunos escritores y su personalidad para imaginar viviendas. Letras y arquitectura se confunden para dar a forma las casas de Fiódor Dostoyevski, Italo Calvino, Franz Kafka, Hakuri Murakami y Herman Hesse, entre otros.

Shortacts consiste en una serie de 12 ilustraciones que utiliza actividades cotidianas, como nadar, lavar, bailar, conducir, comer, etc., para crear auténticas instantáneas de una delicadeza y detalles exquisitos, propias de una revista de decoración e interiorismo como, por ejemplo, AD (Architectural Digest).

Shortacts: Swimming pool y Fish market. © Federico Babina.

Shortacts: Swimming pool y Fish market. © Federico Babina.

Shortacts: Parking y Dance. © Federico Babina.

Shortacts: Parking y Dance. © Federico Babina.

Como ya he comentado anteriormente, toda su obra tiene relación con la arquitectura pero mis series favoritas son aquellas en las que esta aparece unida al cine, recreando escenas míticas de películas, fantaseando con otras que podían haberse rodado en conocidas viviendas o edificios.

Archilife: Woody Allen en la Casa Schindler del arquitecto Rudolf Schindler. © Federico Babina y Fundación Schindler.

Archilife: Woody Allen en la Casa Schindler del arquitecto Rudolf Schindler. © Federico Babina y Fundación Schindler.

La primera de las series es Archicine: Una serie de 17 ilustraciones en las que utiliza los títulos de conocidas películas asociándolos a una imagen, valiéndose del elemento arquitectónico más representativo de la historia, lo más característico o lo más fácilmente reconocible de la película.

Por ejemplo: en La ventana indiscreta vemos el patio que observa, a través de unos prismáticos, un convaleciente James Stewart desde su apartamento y en L.A. Confidential utiliza La Casa Lovell, de estilo modernista, del arquitecto Richard Neutra, como escenario para el encuentro entre David Strathairn y Russell Crowe.

Archicine: La ventana indiscreta y L.A. Confidential. © Federico Babina.

Archicine: La ventana indiscreta y L.A. Confidential. © Federico Babina.

En Star Wars, La guerra de las galaxias, emplea la vivienda de Luke Skywalker para imaginar las viviendas del espacio y en Los increíbles aparece el alzado de una de las casas de Joseph Eichler, un inversionista americano cuya empresa se caracterizaba por acercar la arquitectura moderna, obra de los arquitectos más vanguardistas de los años 50 y 60, al público en general.

Archicine: Los increíbles y Star Wars. © Federico Babina.

Archicine: Los increíbles y Star Wars. © Federico Babina.

En Dogville nos imaginamos las estancias tal y como lo hace Lars Von Trier en su película pero, en este caso, Federico opta por nombrarlas. En Le mépris aparece la Casa Malaparte, del arquitecto racionalista Adalberto Libera, propiedad del escritor Curzio Malaparte.

Archicine: Le mépris y Dogville. © Federico Babina.

Archicine: Le mépris y Dogville. © Federico Babina.

La segunda serie que me gustaría destacar es, Archiset, en la cual nos presenta los sets de algunas de las escenas más memorables de los clásicos del cine. Esta se compone de 17 ilustraciones en las que, mediante secciones, Federico nos muestra los decorados de películas como Tiempos modernos, de Charles Chaplin; Descalzos por el parque, del director Gene Sacks, protagonizada por Robert Redford y Jane Fonda; La naranja mecánica de Stanley Kubrick; Goldfinger, del director Guy Hamilton, protagonizada por Sean Connery (como James Bond) o Todo sobre mi madre, de Pedro Almodóvar, por citar algunas.

Archiset: Descalzos por el parque y Todo sobre mi madre. © Federico Babina.

Archiset: Descalzos por el parque y Todo sobre mi madre. © Federico Babina.

Archiset: La naranja mecánica y Tiempos modernos. © Federico Babina.

Archiset: La naranja mecánica y Tiempos modernos. © Federico Babina.

La tercera serie que os muestro es Archilife: 17 imágenes con 17 historias, en las que Federico nos traslada a un universo especial haciendo que las viviendas más famosas de los grandes arquitectos de la historia se conviertan en platós de rodaje, protagonizados por algunas de las estrellas más icónicas de Hollywood.

Archilife: Alfred Hitchcock y Le Corbusier, Steve Mcqueen y John Lautner. © Federico Babina.

Archilife: Alfred Hitchcock y Le Corbusier, Steve Mcqueen y John Lautner. © Federico Babina.

Así, podemos ver, entre otros, a Alfred Hitchcock afeitándose en el baño de la Villa Savoye de Le Corbusier; a Paul Newman al teléfono en la Glass House de Philip Johnson; a Steve McQueen mirando la televisión en la famosa Casa Sheats Goldstein del arquitecto John Lautner, protagonista de películas como El gran Lebowski o la serie Snowfall entre otras.

Archilife: Marlon Brando en la Fallingwater del arquitecto Frank Lloyd Wright. © Federico Babina y Fundación Wright.

Archilife: Marlon Brando en la Fallingwater del arquitecto Frank Lloyd Wright. © Federico Babina y Fundación Wright.

A Marlon Brando en la Fallingwater (Casa de la Cascada) de Frank Lloyd Wright; a Marilyn Monroe en el dormitorio de la Casa Farnsworth de Mies Van Der Rohe; a Woody Allen en la Casa Schindler-Chase 1921 del arquitecto estadounidense de origen austríaco Rudolf Schindler; a Jack Nicholson en la Villa Mirea de Alvar Aalto y a Michael Caine en la Casa Fisher de Louis Kahn.

Archilife: Michael Caine en la Casa Fisher del arquitecto Louis Kahn. © Federico Babina y Fundación Kahn.

Archilife: Michael Caine en la Casa Fisher del arquitecto Louis Kahn. © Federico Babina y Fundación Kahn.

Archilife: Jack Nicholson en la Villa Mireia del arquitecto Alvar Aalto. © Federico Babina y Fundación Aalto.

Archilife: Jack Nicholson en la Villa Mireia del arquitecto Alvar Aalto. © Federico Babina y Fundación Aalto.

Y, a continuación, os propongo que fantaseemos un poco. Si tuvierais que relacionar a vuestros actores, actrices o directores favoritos, incluso películas con los arquitectos actuales, ¿A quién os imaginaríais y con quién?

Por ejemplo, yo imagino a Anne Hathaway y Meryl Streep discutiendo sobre las próximas tendencias de moda de la revista Vogue en la Torre Hearst de Nueva York, obra del arquitecto británico Norma Foster.

Torre Hearst en Nueva York. © Foster + Partners.

Torre Hearst en Nueva York. © Foster + Partners.

O a un frío Daniel Craig, en su papel de James Bond, preparado para escapar del Museo de la montaña Messner, de la fallecida Zaha Hadid.

Museo de la montaña Messner. © Zaha Hadid Architects.

Museo de la montaña Messner. © Zaha Hadid Architects.

A Ryan Gosling y Emma Stone, una de mis parejas favoritas de cine, compartiendo inquietudes mientras desayunan en los apartamentos SEIJO, de Kazuyo Seijima (SANAA).

Apartamentos SEIJO en Tokyo, arquitecta Kazuyo Seijima (SANAA). © Fotografía Iwan Baan.

Apartamentos SEIJO en Tokyo, arquitecta Kazuyo Seijima (SANAA). © Fotografía Iwan Baan.

Para la película El escritor (2010), del director Roman Polanski y protagonizada por Ewan McGregor, yo hubiera sustituido la casa de la que desconozco la autoría —se cree que está en la isla de Sylt y no en Massachusetts (EE.UU)—, por la Casa Rudin en Leymen, alto Rhin (Francia), con un paisaje similar, obra de los arquitectos Herzog & De Meuron.

Casa Rudin en Leymen, Francia. © Herzog & De Meuron.

Casa Rudin en Leymen, Francia. © Herzog & De Meuron.

Un buen escenario para la próxima Misión imposible de Tom Cruise podría ser escapar del Edificio de la televisión china, de Beijing: Un rascacielos, obra del arquitecto holandés Rem Koolhas, que huye de la imagen tradicional de verticalidad para emerger en tres dimensiones, dejando su espacio interior vacío.

Sede de la televisión central china en Beijing (Pekín). © Estudio arquitectura OMA Rem Koolhaas.

Sede de la televisión central china en Beijing (Pekín). © Estudio arquitectura OMA Rem Koolhaas.

También me resulta fácil situar al imaginativo Tim Burton escogiendo como escenario para su próxima película el singular edificio deconstructivista la Casa danzante en Praga, obra del arquitecto checo-croata Vlado Milunić, en colaboración con Frank Gehry. La construcción fue apodada cariñosamente por este último como Fred and Ginger en honor a los míticos bailarines, ya que la edificación parece una pareja de bailarines.

Y podría seguir pero, os invito a compartir los vuestros.

Casa danzante "Fred and Ginger" en Praga. © Frank Gehry.

Casa danzante «Fred and Ginger» en Praga. © Frank Gehry.

Compartir:

Mies van der RoheFrank Lloyd WrightHerzog & De MeuronSANAANorman Foster NYArquitectura e ilustraciónFederico BabinaArchitaleShortactsArchilifeArchicineFrank GehryRem KoolhaasZaha HadidClásicos de cineAtypical

Artículos relacionados

Comentar

Debes ser registrado para dejar un comentario.

Sin comentarios

Nadie ha publicado ningún comentario aún. ¡Se tu la primera persona!