This time tomorrow + Los amantes habituales - el Hype
Share on Pinterest
Share with your friends










Enviar
1050×90 Banner top Demo
Buscar
728 x 90

On connaît la chanson

This time tomorrow + Los amantes habituales

This time tomorrow + Los amantes habituales

Según Philippe Garrel y Ray Davies, en 1969, el futuro ya no se veía igual que en 1968. De hecho, en junio del 68 en París, seguramente las expectativas respecto al porvenir ya eran distintas a las de mayo. El futuro ya no es lo que era, que dice el chascarrillo paradójico. Y la revolución,

Según Philippe Garrel y Ray Davies, en 1969, el futuro ya no se veía igual que en 1968. De hecho, en junio del 68 en París, seguramente las expectativas respecto al porvenir ya eran distintas a las de mayo. El futuro ya no es lo que era, que dice el chascarrillo paradójico. Y la revolución, tampoco.

Pocas películas han entendido tan bien este proceso de marchitamiento de los 60 como Los amantes habituales. Ideales anestesiados, horizontes desdibujados, sueños desviados… En este film del 2005, Philippe Garrel puso en imágenes el naufragio (siempre entrecomillado) de mayo del 68 con el pesar, pero también la lucidez, de quien lo vivió en primera persona y desde un rol activo. Aquella juventud que se enamoró de un futuro mejor, pero sobretodo de sí misma, encaró los 70 desorientada y con un tiro en el ala.

Los amantes habituales (2005, Philippe Garrel)

Dos años y pico después de mayo de 1968, Ray Davies levantaba el cadáver de las ilusiones de la década juvenil en This time tomorrow. Una canción melancólica, a pesar de su vigor pop, que se plantea no pocas preguntas sobre el porvenir desde un runrún existencialista que parecía imposible encontrar en la década anterior. Entre banjos, pianos, acústicas rasgadas con los dientes apretados y versos desencantados, This time tomorrow es ver un avión que despega (el que suena al principio del tema) y tú no vas en él.

The Kinks. "This time tomorrow"

Aún sin ser el tema más popular del álbum “Lola Versus Powerman and the Moneygoround, Part One” (otro disco inconmensurable de The Kinks que incluía piezas tan conocidas como Lola o Apeman), el cine situó esta canción en el lugar privilegiado que se merece: tras la utilización que hizo Garrel de esta composición en Los amantes habituales (sonando anacrónicamente en una discoteca para BoBos alicaídos: no cuadra temporalmente, pero sí anímicamente), Wes Anderson se apuntó el hallazgo y decidió meterla él también en Viaje a Darjeeling. Aunque en su caso, el tema no aparecía en el film ni con la mitad de los efectos devastadores que le descubrió y usó Garrel.

Joan Pons
AUTHOR
PERFIL

Artículos relacionados

Comentar

Debes ser registrado para dejar un comentario.

Wonderful Beirut – IVAM

LO + VISTO

Últimos artículos del autor




Nuestros autores