La cueva - el Hype
Share on Pinterest
Share with your friends










Enviar
728 x 90

Cine y TV

La cueva

La cueva

Tres chicos y dos chicas viajan a una isla paradisíaca. Allí, deciden explorar una cueva profunda y laberíntica, en la que se extravían. Sin agua y sin alimentos, no parece que tengan ninguna posibilidad de sobrevivir en su interior. Si bien la gruta en la que la ópera prima de Alfredo Montero introduce al espectador

Tres chicos y dos chicas viajan a una isla paradisíaca. Allí, deciden explorar una cueva profunda y laberíntica, en la que se extravían. Sin agua y sin alimentos, no parece que tengan ninguna posibilidad de sobrevivir en su interior.

Si bien la gruta en la que la ópera prima de Alfredo Montero introduce al espectador tiene poco que ver con la que Platón propuso en su célebre alegoría de la República, ambas devienen (pese a la oscuridad reinante en ellas) iluminadoras lecciones en torno a la especie humana. El cineasta adhiere la cámara a los cuerpos progresivamente demacrados de sus personajes como si de un entomólogo con lupa se tratara: en no pocas ocasiones, La cueva se asemeja a un estremecedor estudio de factura documental sobre la conducta del ser humano en situaciones extremas y cómo el instinto de supervivencia desenmascara aquellos impulsos animales subyacentes en nuestra naturaleza que el orden burgués se obstina en encorsetar.

la-cueva-alfredo-montero-cine-elhype-1

Muy inteligentemente, Montero rentabiliza dramáticamente el espacio diegético y la caracterización arquetípica de algunos personajes (el machismo de uno de ellos, por ejemplo), pero, sin embargo, descuida en exceso al resto de caracteres y no resiste la tentación de todo novel de introducir una metáfora en su obra, por obvia que resulte (el roedor atrapado en la caverna que ataca la carne humana, presagio del futuro de los protagonistas). A ello se suma la inclusión de un prólogo y un epílogo que truncan el estilo formal y narrativo adoptado durante la práctica totalidad del metraje sin una justificación clara (fragmentos probablemente ausentes en la primera versión del filme: pactar con el diablo para conseguir una mayor distribución comercial es lo que tiene). A pesar de su buen pulso narrativo, se echa en falta que el realizador hubiera dotado de mayor personalidad a su propuesta en lugar de adoptar un molde genérico de solvencia internacional que conlleva una inevitable sensación de déjà vu en determinados instantes. La próxima vez será.

la-cueva-alfredo-montero-cine-elhype-2

Artículos relacionados

Comentar

Debes ser registrado para dejar un comentario.

Al desnudo – Teatro Talia

LO + VISTO

Últimos artículos del autor







Nuestros autores